Carta abierta a la Vicepresidenta del Gobierno de España

santamaria2
Transcribimos la carta dirigida por la Presidenta de ANDOC a la Vicepresidenta del Gobierno a finales de julio, expresiva de la postura de nuestra Asociación sobre los sucesivos retrasos que está sufriendo la reforma de la ley del aborto, asumido, en su día, como compromiso electoral por el Partido Popular. Esta carta se hizo llegar, por conducto oficial, además de la Sra. Sáenz de Santamaría, al Presidente del Gobierno y al Ministro de Justicia. Hasta la fecha, ANDOC sólo ha recibido contestación, como acuse de recibo, del gabinete del Ministro de Justicia. Nos parece obligado hacerla pública, pues la situación no ha variado sustancialmente.

Madrid, 22 de julio de 2013

Estimada Vicepresidenta:

Le escribo en nombre de la Asociación Nacional para la Defensa del Derecho a la Objeción de Conciencia (ANDOC), institución que agrupa a varios cientos de profesionales sanitarios (médicas/os; enfermeras/os; farmacéuticas/os, etc.) de toda España, con el fin de defender su libertad e identidad profesionales, sin perder nunca de vista su vocación de defensa de la vida humana, especialmente de los más débiles.
Llevamos muchos años luchando en distintos ámbitos (también, muy a nuestro pesar, en el judicial) para reivindicar el derecho a la libertad de ciencia y de conciencia en nuestra profesión, sin distinción de credos e ideologías. En coherencia con la defensa de nuestra identidad y, dentro de nuestras limitaciones, tratamos, por otro lado, de ser “servidores de la vida humana que se nos confíe en todos sus estadios” (artículo 51.1 Código de Ética y Deontología médica); nuestro “paciente” es tanto la mujer embarazada como el hijo que lleva en su seno.
Por estos motivos, nos ha causado pena y frustración la noticia aparecida la semana pasada en algunos medios, sobre la eventual decisión de su Gobierno de aplazar “sine die” de la reforma de la ley del aborto.
Nosotros somos profesionales de la Sanidad, no políticos; estamos sufriendo en nuestras propias carnes las consecuencias de una ley que, al convertir el aborto en un derecho (al menos, durante las primeras 14 semanas), nos impone la obligación de actuar contra nuestra conciencia y, porqué no decirlo, contra lo que entendemos como evidencias científicas. Esta afirmación no es una declaración de principios, sino expresión de una cruda realidad en la que muchos de nuestros socios (farmacéuticos y médicos) se están encontrando, principalmente en Andalucía, y que les ha avocado a acudir a los tribunales para defender su derecho fundamental a la libertad de conciencia. Esta situación la denunciamos en 2011 ante el Consejo de Europa (…).
Sra. Vicepresidenta, créame que, como ciudadanos, valoramos positivamente los grandes esfuerzos que hace su Gobierno para sacar a España de esta grave crisis, pero nos resulta cada vez más difícil identificar en su Partido principios y valores que podamos compartir como profesionales sanitarios y defensores de la vida. Sería paradójico (aunque no novedoso) que, al final de su mandato, el Gobierno del PP equilibrara las “cuentas públicas” para que, al poco tiempo, vinieran otros, que las volvieran a vaciar, imponiendo, sin ningún empacho, sus ideas.
Como tantos otros, no terminamos de comprender el retraso en la tramitación de una reforma a la que su Partido se comprometió en su Programa, y que previamente recurrieron ante el TC.
La ley 2/2010 está propiciando la muerte de más de cien mil seres humanos cada año. No beneficia más a que a los que se lucran con el sórdido negocio del aborto, sin preocuparse para nada de las mujeres embarazadas. Sin embargo:
– PERJUDICA al no nacido, al que el Estado (en contra de la doctrina del TC) le niega la protección que necesita para vivir;
– PERJUDICA a tantos miles de mujeres que quieren ser madres y que, por presiones, falta de medios, etc. no lo pueden lograr;
– PERJUDICA a los profesionales sanitarios objetores que se ven obligados a ser auténticos héroes para defender algo tan sagrado como su libertad de conciencia.

Ojalá, que las noticias sobre la renuncia del Gobierno a emprender la reforma, se queden en rumores y se den pasos claros y decisivos que los desmientan. Si, por desgracia, no fuera así, puede comprender, Sra. Vicepresidenta, que en modo alguno podrán contar con nuestro apoyo en futuras citas electorales.
Un cordial saludo,

María Dolores Gómez Armenteros
Presidenta de ANDOC
Farmacéutica Comunitaria

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on google
Share on skype
Share on email
Share on pinterest
Share on pocket
Share on print

Artículos relacionados