Sanidad acepta que la contracepción de urgencia no sea de prescripción

CORREO FARMACEÚTICO.- 1-JUN-2015

La píldora de los cinco días después ya se dispensa sin receta. Expertos recuerdan que ha de ser siempre una medida excepcional y no un recurso más.

Desde finales de abril en las farmacias españolas está a disposición de las mujeres Ellaone, un anticonceptivo de urgencia que, a diferencia de la llamada píldora del día después, tendría eficacia hasta cinco días después del contacto sexual de riesgo. Este fármaco se dispensaba hasta ahora a través de los centros adscritos a la sanidad pública (hospitales y centros de planificación familiar) y no en farmacias, pero el pasado diciembre, la EMA (Agencia Europea del Medicamento) recomendó un cambio en la clasificación de Ellaone de prescripción a no prescripción. Este cambio precipitó la decisión de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) de autorizar su dispensación sin receta.

Esta decisión choca con el anuncio del Ministerio de Sanidad respecto a la píldora del día siguiente (pdd) de recabar una serie de informes técnicos para evaluar si debía ser o no de prescripción y revocar la decisión del Gobierno anterior de dispensarla sin receta. Seis años depués de aquella decisión y tras tres informes recibidos por Sanidad (no coincidentes en sus conclusiones, y en los que faltaría un cuatro informe del que nada se ha informado), el Ministerio avala ahora la dispesación sin receta de Ellaone.

Sanidad explica a CF que «todas las decisiones que tienen que ver con medicamentos deben tomarse con criterios científicos y técnicos» y que no tienen nada que añadir sobre la venta libre de Ellaone.

Desde su autorización sin receta, las ventas de los fármacos anticonceptivos de urgencia han sufrido altibajos, aunque seis años después su consumo ha aumentado. Respecto a Ellaone, Sanidad afirma que al no ser financiado no tiene datos y el laboratorio explica que es aún muy pronto.

VENTAJAS PARA LAS MUJERES
Esther de la Viuda, presidenta de la Sociedad Española de Contracepción, explica a CF que el nuevo fármaco actúa de la misma manera que el levonorgestrel, el principio activo del Norlevo y Postinor las presentaciones de pdd en el mercado, «solo que con mayor eficacia y seguridad, aunque hay que tener en cuenta que, como cualquier otro medicamento, no es absolutamente eficaz». Sin embargo, añade, «en este caso la tasa de fallos es muy baja». Igualmente, De la Viuda afirma la experiencia revela que el medicamento no da los problemas que en un principio se pensaron y que los efectos secundarios (náuseas, sangrado, etc…) son leves y aparecen con poca frecuencia. Por lo tanto, dice, no hay riesgo en la dispensación sin receta y a la vez mejoraría el acceso de las mujeres a la contracepción de urgencia.

Ezequiel Pérez, jefe del Servicio de Ginecología del Hospital de Requena, en Valencia, coincide en que se trata de un medicamento más seguro y eficaz, pero explica que, «no obstante, se debe recurrir a él como una medida de urgencia cuando un anticonceptivo se ha usado mal, pero no como un método habitual. La anticoncepción regular debe ser siempre la primera opción y, si esta falla, la contracepción de urgencia ofrece una segunda oportunidad».

No comparte la misma opinión José López Guzmán, farmacéutico y profesor de la Universidad de Navarra, que dice que la EMA no ha justificado suficientemente el cambio de estatus. «Desde la Asociación Española de Farmacia Social hemos pedido a la EMA y a la Aemps más rigor en la toma de decisiones».

La reforma del Código Penal podría dar problemas a la botica al dispensar la ‘pdd’ a una menor

J. T. La reforma reciente del Código Penal eleva de 13 a 16 años la edad para tener sexo consentido. Fuentes médicas explican a CF que la edad de iniciación de los jóvenes en el sexo está por debajo de esos años y añaden que hay una demanda no excesivamente importante pero estable de fármacos de contracepción de urgencia en menores de 16 años. Para los farmacéuticos esto plantea algunas preguntas sin respuesta clara. Con la elevación de la edad de consentimiento de sexo, ¿un farmacéutico debe dispensar una píldora anticonceptiva de urgencia a una menor de 16 años? El jurista Fernando Abellán explica a CF que, “indudablemente, la elevación de la edad para el sexo consentido plantea un problema que no es fácil de resolver”. Los delitos de abuso, en que entraría el sexo con menores, son delitos privados y no requerirían que el farmacéutico los denuncie si son evidentes. “Otra cosa es que haya señales de violencia”. Pero hay otro aspecto, explica Abellán, que ya no es tan claro. “Si una menor pide un fármaco de este tipo, ¿debe el profesional advertir a los padres?”. Otra pregunta sin respuesta. La ginecóloga Esther de la Viuda dice que la Administración debería despejar estas dudas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.