Los anticonceptivos hormonales pueden favorecer la depresión

ACEPRENSA 11.OCT.2016

9dd2561a-e809-4d6d-9268-70c74da2e938-2406-000002f8b43b2831_tmp

La revista JAMA Psychiatry publicó la semana pasada una investigación que relaciona el uso de anticonceptivos hormonales con la mayor presencia de episodios depresivos.

El equipo de investigadores ha seguido durante un periodo medio de 6,5 años a más de un millón de mujeres danesas de entre 15 y 34 años, divididas en dos grupos: las que utilizaron anticonceptivos hormonales y las que no. Los registros nacionales de prescripciones y atención psiquiátrica les han permitido analizar cuántas personas de cada grupo han sufrido episodios depresivos o les han recetado antidepresivos. Se excluyó del estudio a las que habían padecido estos problemas con anterioridad.

Entre los anticonceptivos analizados están las píldoras, que pueden ser de dos tipos según su composición: a base de progesterona (o progestina, un derivado sintético), o combinando de progesterona y estrógenos. En las mujeres que utilizaron las primeras, el consumo de antidepresivos durante el tiempo de seguimiento fue 1,34 veces la de las que no usaron ningún anticonceptivo hormonal (es decir, un 34% más). Entre las que utilizaron las píldoras combinadas, 1,23 veces.

Otros métodos anticonceptivos, que también emplean como principios activos la progesterona o los estrógenos, aumentan aún más la probabilidad de episodios depresivos: el DIU, 1,4 veces; el anillo vaginal, 1,6; y el parche, 2.

La relación entre anticonceptivos hormonales y depresión es menor conforme aumenta la edad de la mujer. Por eso, las adolescentes son el grupo de mayor riesgo. Por ejemplo, las que tomaron la píldora simple (solo progesterona) tuvieron una frecuencia de consumo de antidepresivos 2,2 veces superior a la del grupo de control; las que usaron la combinada, 1,8 veces más.

El pico en el consumo de antidepresivos se produjo, de media, a los seis meses de haber utilizado por primera vez un anticonceptivo hormonal.

No es la primera vez que una investigación alerta sobre los efectos depresivos de los anticonceptivos hormonales, sobre todo aquellos con un alto contenido en progesterona. No obstante, este estudio supone un hito importante por la amplitud de la población estudiada, el tiempo de seguimiento de los participantes, y la diversidad de métodos anticonceptivos analizados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.