Aborto no punible: La controversia en torno a los objetores de conciencia

DIARIO OFICIAL DE SANTA FE.- 28-JUL-2015

El tema del aborto no punible, volvió a estar en el centro de la polémica en los últimos días. El registro de objetores de conciencia y la postura de un grupo de médicos ginecólogos del hospital Iturraspe, generaron un debate que traspasó los muros del nosocomio.

En este sentido, Mariano Figueroa, representante de la comunidad en el efector, explicó que “la denuncia de una ONG presentada en la Fiscalía, es la que hizo que todos los profesionales presentarán la objeción de conciencia”.
A su turno, Carlos Verón, representante de la comunidad en el hospital Cullen, manifestó que “nuestro apoyo es para que no se vulneren los derechos de las mujeres y, cuando lleguen al servicio de ginecología, sea de cualquier ente público, se respete la atención”.
Por su parte, Samuel Seiref, Jefe de Ginecología del hospital Iturraspe, explicó que “nosotros tres veces por semana nos reunimos para charlar los casos, discutimos cada caso entre todos los médicos del servicio para tratar de mejorar la salud”.
Además, Miguel González, secretario de Salud de la provincia, indicó que “el acceso a la práctica se hace dentro de toda la red de servicio de salud y, solamente se necesita el segundo tercer nivel en algunas situaciones y para está toda la red integrada”.
Asimismo, Verón comentó que “respeto a los objetores de conciencia, pero me parece que debe haber alguien que medie estas situaciones y este debería ser el jefe de servicio y tendría que quedar todo intramuros, porque pone en duda y se desentiende de la situación”.
Al respecto, González explicó que el registro “no es algo estanco, es dinámico, una persona puede no haber sido objetor de conciencia y luego cambiar de opinión, así es la vida, pero solamente deben cumplirse algunos requisitos de orden organizativo para que todo el mundo pueda quedarse tranquilo de cómo es que se está o no en ese listado”.
En este sentido, y luego de diferentes opiniones cruzadas, desde el Ministerio de Salud garantizaron la atención a las mujeres. “El Ministerio se ha comprometido a garantizar la atención, lo cual es muy importante y tranquilizador, el hecho que todos los médicos hayan declarado objetores de conciencia, nos ponía en una situación muy complicada”, manifestó Figueroa.
Por su parte, González advirtió que el Estado “debe garantizar el acceso y no la revictimización de las mujeres”.

La palabra de Grávida
Por su parte, desde Grávida Santa Fe, manifestaron su posición en torno a este tema. Es por eso que Emilio Perisotti advirtió que “nuestra asociación lo que intenta, fundamentalmente, es ayudar a contener a la mamá que está pasando una situación de conflicto. Una mamá ante un embarazo no esperado, producto de la desesperación, la primera opción que se plantea es abortar, entonces lo que nosotros intentamos es estar al lado de ella, que sepa que no está sola y, después, ofrecerle alternativas”.
En este sentido comentó que “tenemos muchas discrepancias con algunas personas que plantean otras opciones, respetamos las opiniones de todos, a lo mejor no las compartamos pero las respetamos”.
A su vez, comunicó que “nosotros a la mamá no la obligamos a nada, pero sí nuestra experiencia nos dice que cuando una mamá es contenida, cuando sabe que no está sola verdaderamente se empieza a plantear otra opción para ese hijo que lleva en su vientre”. Y agregó que “la objeción de conciencia es un derecho constitucional, por lo cual esos médicos que fueron objetores no deben ser presionados ni discriminados”.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on google
Share on skype
Share on email
Share on pinterest
Share on pocket
Share on print

Artículos relacionados