Más de cien menores de 16 y 17 años abortaron sin avisar a sus padres en 2014

larazon.es
07.11.2014
image_content_Medium_2370933_20141107132528
El 87,62 por ciento de las chicas de entre 16 y 17 años que acuden a las clínicas para la interrupción voluntaria del embarazo (IVE) lo hacen acompañadas de sus padres o tutores, según los resultados de la encuesta ‘Mujeres de 16 y 17 años que no han podido comunicar a sus padres o tutores la interrupción de su embarazo», realizada por la Asociación de Clínicas Acreditadas parea la Interrupción del embarazo (ACAI). Se trata, por tanto, de unos datos que, a juicio de la presidenta de ACAI, Francisca García, «desmontan» las afirmaciones realizadas por el Gobierno de Mariano Rajoy para cambiar la actual Ley de Salud Sexual y Reproductiva e Interrupción Voluntaria del Embarazo.

En concreto, y tras la retirada del Anteproyecto de Ley del Aborto, el Ejecutivo ha mostrado su intención de reformar el apartado de la normativa referido a las mujeres de 16 y 17 años para que no sólo tengan que informar a sus tutores legales, como lo establece la actual Ley, si no que, además, sean ellos los que tomen la decisión. La justificación del Gobierno para aplicar esta medida es que las mujeres de estas edades suelen «prescindir» de manera sistemática del acompañamiento de sus padres o tutores a la hora de abortar. Sin embargo, desde ACAI han querido «demostrar» que esta afirmación «no se corresponde con la realidad» puesto que este grupo es «minoritario».

«El Gobierno ideologiza la realidad haciendo mayoría una excepción», ha señalado García, para recordar que la normativa vigente establece que sólo podrán acudir a las clínicas abortistas sin consentimiento paternal aquellas chicas que tengan un conflicto familiar «grave», el cual tienen que justificar.

En este sentido, en el estudio de ACAI, en el que han participado 22 clínicas, se ha mostrado que de las 913 chicas de 16 y 17 años que se sometieron a una interrupción voluntaria del embarazo entre enero y septiembre de este año, 113 lo hicieron sin conocimiento de sus padres, lo que representa el 12,38 por ciento de todas ellas. Las razones que han alegado estas jóvenes para no informar a sus tutores son el desamparo familiar, familias desestructuradas, progenitores en prisión, riesgo de sufrir malos tratos, mujeres emancipadas que residen en el país sin sus padres, enfermedad paterna o materna invalidante, padres abiertamente contrarios al aborto provocado, y padres que por voluntad propia renuncian a conocer y acompañar a la menor.

«Con estos datos se demuestran que este grupo de jóvenes es minoritario y, además, es muy vulnerable por lo que si se quita esta excepción se les condenará a la clandestinidad, poniendo en riesgo su vida y situando a estas mujeres en condiciones de marginalidad», ha apostillado la presidenta de ACAI. Por todo ello, la asociación ha solicitado al Gobierno que apueste «decididamente» por potencial la parte de la ley relativa a la educación sexual y a las políticas en materia de salud sexual y reproductiva; y lleve a cabo estrategias de atención específicas sobre este colectivo de mujeres «en riesgo social y económico».

Aborto seguro

Por último, la vocal de ACAI, Blanca Cañedo, ha informado de que este sábado se va a celebrar en Madrid la jornada ‘El aborto seguro: una obligación moral’, donde especialistas en la materia analizarán el actual escenario. En concreto, durante el encuentro se va a tratar el «estigma» como una «barrera» contra el aborto ya que, tal y como ha lamentado Cañedo, actualmente tanto los profesionales sanitarios que los practican como las mujeres que se someten a esta práctica están «estigmatizados» por la sociedad. Además, se van a debatir los motivos por los que las mujeres optan por el aborto farmacológico o instrumental y, al mismo tiempo, se va a presentar un protocolo de prácticas sanitarias en el aborto provocado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.