¿Es ético usar la edición genética para alargar la vida humana?

BIOÉTICA PRESS- OBSERVATORIO DE BIOÉTICA UCV

6 de noviembre 2017

Actualmente las técnicas de edición genética, especialmente CRISPR-Cas9, parecen abrir todo un abanico de prometedoras aplicaciones en los campos de la medicina, agricultura, ganadería y protección del medioambiente. No obstante, estas aplicaciones no están exentas de interrogantes bioéticos, entre los que destaca la aplicación de estas técnicas sobre la línea germinal, es decir, sobre los gametos o el embrión temprano (Ver consideraciones éticas AQUÍ).

Los principales problemas éticos que plantea la edición genética germinal son la imposibilidad de predecir los riesgos de dicha aplicación en los individuos modificados genéticamente, el hecho de que las modificaciones realizadas se transmitirán a las posteriores generaciones y la posibilidad de que se usen estas técnicas para producir los llamados niños de diseño, “mejorados” genéticamente.

En este sentido, una de las “mejoras” podría consistir en alargar la extensión de la vida humana. Al margen de los riesgos ya mencionados para los individuos que fuesen modificados y su descendencia, un artículo recienteseñala otros problemas éticos que hacen de esta aplicación concreta una opción a evitar. Según comenta la autora, basándose en distintos estudios sobre la psicología humana,” un ingrediente vital de la satisfacción y la salud humanas es estar integrando en una cohorte de personas de edad similar y experimentar las pruebas y tribulaciones de la vida contemporáneamente”. Si una persona fuera modificada genéticamente para vivir más tiempo, llegaría un momento en el que experimentaría la pérdida de su cohorte y de muchos de la siguiente generación. A esto se le suma el hecho de que por las características de la técnica el individuo afectado no podría dar su consentimiento informado. Por tanto, es este un caso en el que el balance riesgo-beneficio es claramente negativo, por lo que se consideraría éticamente inaceptable.

 

It's only fair to share...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *